Mariana ya es eterna

LA AZOTEA DE CÁDIZ

Aunque a Mariana no le hacía falta una escultura para estar en el recuerdo de la gente que la conoció, ayer se inauguró la que la recordará eternamente. Mariana Cornejo reside ahora en la plaza de la Merced junto a su querido Chano Lobato. Lo hará para que las futuras generaciones sepan valorar quién fue.

Decía su hija Meli Agulló: “Si en vez de bronce, esta estatua estuviera hecha con el amor y el cariño que le han tenido las personas que la conocieron, les aseguro que no cabría en esta plaza”. Cuanta verdad en sus palabras. A Mariana la quería todo el mundo. Era una bocanada de aire fresco, de esas que uno está siempre dispuesto a coger. En Mariana residía el Cádiz más flamenco, el más alegre y el más trabajador. Cinco años después de su marcha, la ciudad le hace justicia con una escultura que…

Ver la entrada original 139 palabras más

Anuncios

No me tires bocadillos de jamón…

LA AZOTEA DE CÁDIZ

Ya lo decía el Peña: “No me tires bocadillos de jamón, que me puedo mosquear“. Debe ser por eso que si pasa por la charcutería y carnicería Capricho Diario, no se los tirarán, se los venderán.

El caso es que Cádiz tiene desde hace unas semanas un nuevo establecimiento situado en Compañía 2 esquina con la calle Arbolí. La empresa sanluqueña ya tenía una franquicia en Jerez y ahora ha llegado a la capital gaditana.

La tienda me recuerda mucho a las que existen en Salamanca. De hecho en ésta aparte de embutidos y chacinas, se puede adquirir la carne de ternera charra de Salamanca, muy difícil de conseguir y los clásicos y sugerentes bocadillos de jamón que te llaman desde la puerta. También hay cartuchos de queso y embutidos varios. En Carnaval arrasará…

capricho-diario Fachada de la nueva tienda ubicada en Compañía con Arbolí

capricho-diario1 Empanadas y bocadillos…

Ver la entrada original 13 palabras más

De la carnicería de la Casa de la Juventud a otros secretos de CÁNOVAS DEL CASTILLO

LA AZOTEA DE CÁDIZ

Nuestra parada de hoy la hacemos en una céntrica calle del casco antiguo de la ciudad. Cánovas del Castillo no siempre se llamó así y como es habitual en un alto porcentaje de nuestras calles, guarda entre sus muros interesantes trozos de la historia de Cádiz. Allá vamos.

Hubo un tiempo en que cuando los gaditanos querían referirse a Cánovas del Castillo la llamaban “Cruz de Juan Otañez“. Así se la conoció durante un tiempo a mitad del siglo XVII al que le siguieron nombres como “Ponton Juan de Vinte“, “Gitano Rico“, “Manurga” e incluso “Murguía“.

En 1855 Cádiz le rinde homenaje a un defensor de las libertades y los derechos de Aragón que murió, como tantos, decapitado. El susodicho respondía al nombre de Diego Fernández Heredia. De ahí que la calle se rebautizase bajo el nombre de Heredia

Ver la entrada original 313 palabras más